Sobre las 21.35 horas y tras aviso de la Sala del 092, una patrulla de la Policía Local se trasladó hasta un domicilio en Novo Mesoiro, en donde una mujer estaba siendo agredida por su pareja. Una vez en el lugar les abrió la puerta dicha mujer acompañada por su hijo, la cual explica a los agentes que había tenido una fuerte discusión con su
expareja en la vía pública y continuando posteriormente en el domicilio. En la calle el individuo había comenzado a insultarla de forma grave en presencia de un amigo; y ya en el domicilio, procede a introducirse una navaja en la boca; por lo cual y ante el temor de que pudiese hacer algo más grave, procede a dar aviso a la policía. Informa también de que aunque estaban divorciados convivían en el mismo domicilio para intentar reanudar la relación, pero como esto parecía un hecho imposible le pedía reiteradamente que abandonase el domicilio. Los agentes, una vez en el portal de acceso, se encuentran que les estaba esperando el posteriormente detenido, quien les manifestó que se iba a meter en el coche patrulla para no dar escándalo ante los vecinos y que ya había sido detenido en otras ocasiones por hechos similares. Por estos hechos, este individuo, de 52 años, fue detenido y trasladado a las dependencias policiales.

Los comentarios no están permitidos.