Hoy La Voz de Galicia nos trae esta preocupante noticia:

Una agente de la policía australiana que investigaba casos de pornografía infantil en Internet le puso un cebo. El hombre mordió el anzuelo, se abrió y comenzó a enviarle fotos y vídeos de menores. Peor que eso: llegó incluso a confesarle que había violado a un sobrino, al hijo de una alcohólica… La funcionaria australiana tiró del hilo y descubrió que el hombre vivía al otro lado del planeta, en España. Así que se puso en contacto con la Policía Nacional para advertir de la existencia de un pederasta, y los agentes se presentaron el miércoles en su domicilio del barrio de Novo Mesoiro para arrestarlo. Así es como terminó en la cárcel Brian Gerard Caffrey, un irlandés de 51 años, en paro, afincado en A Coruña y casado con una española. Frente a la titular del Juzgado de Instrucción número siete, el hombre reconoció los hechos.

Las pesquisas policiales comenzaron hace meses. En Australia. Como casi todas las policías del mundo, tiene una brigada que persigue a pederastas que usan Internet para intercambiar archivos y experiencias. La funcionaria, que se hace pasar por hombre y pederasta, bucea por la Red hasta dar con personas de ese tipo. Y apareció Brian Gerard. Al principio, le envió algunas fotografías. A medida que iban pasando los días y las comunicaciones se multiplicaban, el irlandés se fue abriendo cada vez más. Chateaban regularmente y el ahora recluso, aparte de enviarle fotografías y vídeos de contenido sexual con menores, le relataba sus experiencias. Le contó que había abusado de su sobrino, que pagaba a una mujer alcohólica para que le dejase abusar de su hijo, que solía ir a los parques… Aquello alertó todavía más a la australiana. Una cosa eran fotografías y otra mucho más grave eran los abusos. Así que la funcionaria no esperó un minuto más. Según fuentes policiales, la agente se puso en contacto con sus homólogos españoles. Les envió todas las pruebas, con todas las conversaciones, fotos y vídeos. Los agentes descubrieron entonces que el ordenador desde el que se envió a Australia todo aquello estaba en un piso del barrio coruñés de Novo Mesoiro. Y fue inmediatamente detenido.

Los agentes, antes de nada, investigaron el entorno del arrestado. Buscaban a un sobrino, al hijo de una alcohólica. Pero tras tantear a su esposa, a amigos, conocidos y vecinos, se encontraron con que todas esas experiencias que relataba con suma precisión y «chabacanería», según fuentes de la investigación, eran producto de su imaginación. No había nada de eso. No había víctimas. «Se trata de un pederasta pasivo, no activo, de los que les gusta ver fotos y vídeos, pero no pasan a la acción, no abusan», cuenta uno de los agentes que llevó el caso.

Declaración

La detención se produjo el miércoles. Y tras prestar declaración ante la policía, fue ayer puesto a disposición judicial. Frente a la jueza del Juzgado de Instrucción número siete, que esta semana está de guardia, y asistido por un abogado de oficio, el hombre reconoció los hechos. Explicó a la magistrada que le gustaban los menores, que era algo que no podía reprimir, pero también le juró que jamás había puesto la mano encima de un niño. «Solo me gusta mirar fotografías y vídeos. Nada más que eso», declaró. Ante esta situación, y una vez comprobado que el detenido no había cometido abuso alguno, la jueza dictó una orden de prisión sin fianza contra él como supuesto autor de un delito de corrupción de menores en grado de distribución de pornografía.

 

Contra la pornografía infantil

Contra la pornografía infantil

10 Respuestas a “Una investigación iniciada en Australia lleva a la detención de un pederasta en Novo Mesoiro”
  1. avatar Michael dice:

    S.P.M.!

    Pero que pasa en Novo Mesoiro? Tenemos un iman de Mierda? Como es que toda esta chusma acaba viviendo aqui?

  2. avatar pepe dice:

    pues llevamos ya un pederasta y un violador, en menos de un año, haber que toca ahora.

  3. avatar Mas dice:

    Al parecer andan las televisiones por el barrio, vaya revuelo. Creo que va a salir un reportaje en la TVG hoy entre 12:30 y 13:00.

  4. avatar Michael dice:

    Y no nos olvidemos del maltratador! Acojonante!

  5. avatar Ventorrillo dice:

    De verdad que tiene que quedarle a uno la cara a cuadros, cuando se descubre que un vecino con el que te cruzas todos los días en la escalera, e incluso hayas tomado una caña con él, sea ahora detenido por pederastia.

    ¡Bien por la Policía!

    A Michael: tranquilo pues puedes estar orgulloso de vivir en un gran barrio, que se moviliza cuando lo considera justo por el bien de sus vecinos. Violadores, pederastas etc…y demás bazofia las hay en todos los lugares. Estos delitos hay que castigarlos duramente, y creo que la ley no es lo suficientemente dura como para que algún hijo de p..a de éstos se lo piense antes de cometer estas fechorías.

  6. avatar DAKOTA dice:

    Muy duramente!!!! porque la ley esta como esta ,vease el caso de maryluz,de verguenza!!!

  7. avatar Mesoiro Press dice:

    Tenemos que agradecer el gran trabajo que las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado han desarrollado en este caso. Donde la prudencia y la cautela con la que han desarrollado el operativo, sólo nos permita enterarnos de la detención a través de los medios de comunicación.

    Como dice Ventorrillo “mierda” la hay esparcida por todas partes, pero de lo que estoy totalmente seguro es que en este barrio para esa “gentuza” cada vez se lo estamos poniendo más complicado. La suerte de ese pederasta fue que se enteraró antes la policía que sus vecinos…

  8. avatar Michael dice:

    Bueno, más bien se enteraron las fuerzas Australianas que comunicaron los hechos a España. Por lo que las medallas no se deberían de colgar con tanta alegría en las pecheras de la Nacional.

  9. avatar ojordo dice:

    Honestamente, creo que no importa a quien se le cuelguen las medallas, sino el resultado en si.Esta vez fue en este sentido y otras en el contrario. De lo del “vecino” sin palabras…

  10. avatar checho dice:

    las medallas importan poco,lo que importa es la colaboración,de todas maneras michael,el grueso de la investigación, lo hizo el CNP,y ni dios en el barrio se enteró, y las medallas no hay que darselas a nadie,puesto que es su trabajo, y por el cobran un sueldo, que sale de todos nuestros impuestos

  11.